Los fruteros minoristas de Mercamadrid protestan por el cambio de horarios

Denuncian que el acceso era antes más flexible y se quejan de las dificultades para conciliar que genera el actual

madrid

| 13.03.2018 - Actualizado: 10:00 h

REDACCIÓN/AGENCIAS

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

Concentración de minoristas en Mercamadrid esta madrugada para protestar por los nuevos horarios desde el 1 de marzo. Denuncian que el acceso era más flexible y se quejan de las dificultades para conciliar que genera el actual.

Por unos minutos han dejado de cargar cajas y colocar frutas para distribuir por toda España. Los minoristas se quejan contra el nuevo horario que tiene desde el pasado 1 de marzo. Se abre de 5 de la madrugada a dos de la tarde. Fuera de esas horas no pueden trabajar y piensan que con esta rigidez se pone en peligro a las pequeñas y medianas empresas.

Antes el horario era desde las 6 de la mañana , pero se podían abastecer también desde las dos de la tarde y ahora no, según denuncian. Aseguran sus representantes como Alejandro González, minorista gerente de Adefrutas, que de hecho Mercamadrid crecía con el anterior horario.

Denuncian además presiones de las grandes empresas mayoristas a las que Mercamadrid ha cedido estableciendo unos horarios más rígidos. Para González, si hay una mínima sensibilidad se debería volver al horario anterior.

EL CAMBIO DE HORARIO

De hecho, los fruteros de Madrid pidieron que el Mercado de Frutas del mayor mercado de alimentación de España, Mercamadrid, modifique su horario y se convierta en diurno, de 8 de la mañana a las 15 horas.

Los detallistas de fruta, al igual que los mayoristas del sector (representados en Asomafrut), han indicado que la implantación de este horario diurno permitiría que se sostenga el sector de la fruta, que es imprescindible que se modernice y se adapte a los avances de la sociedad, ya que las nuevas tecnologías y el e-commerce permiten ya tener contacto permanente con los proveedores.

HORARIO DIURNO Y LA INCORPORACIÓN DE LAS MUJERES

Además, el horario diurno permitiría que los trabajadores del sector concilien su vida personal y la incorporación de las mujeres al sector, que en la actualidad no son más que el 10 por ciento de sector, lo que permitiría que se abrieran nuevos puntos de venta en mercados que en la actualidad están cerrados.

El presidente de AFRUMAD, José Crespo, ha explicado que existen ejemplos en otros grandes mercados de nuestro país que funcionan a la perfección con horario diurno. "En Mercabarna ya funcionan con este horario y ha beneficiado tanto a mayoristas como a los comerciantes de frutas, si perjuicio de las cargas y descargas en el centro de la ciudad. Incluso han instalado una guardería en el mercado, lo que ha permitido que las mujeres puedan incorporarse a un mundo que en Madrid está dominado absolutamente por los hombres", ha indicado.

Desde la asociación más representativa de los fruteros de la Comunidad de Madrid, AFRUMAD, señalan que a pesar de que desde este mes de marzo Mercamadrid ha ampliado su horario hasta las 14 horas y esto es un paso importante para alcanzar, comenzar la jornada a las 5 de la mañana perjudica gravemente la continuidad del sector, ya que pone en peligro el relevo generacional, ya que mantener jornadas laborales de 15 horas es insostenible.

"En un país en el que tenemos una elevadísima tasa de paro juvenil no podemos permitirnos que un sector que emplea a cerca de 25.000 personas sólo en Madrid desaparezca, pero obviamente a ningún joven del siglo XXI le atrae un empleo en el que tienes que despertarte a las 3.30 horas de la madrugada para ir a Mercamadrid a la hora de apertura", ha aseverado.

Por último, los representantes del sector destacan que según el estudio que encargó Mercamadrid para analizar como mejora de la competitividad y crecimiento del sector, si el horario de Mercamadrid fuera diurno disminuiría el impacto medioambiental, ya que la entrada y la salida al Mercado no coincidiría con las horas puntas de tráfico y eliminaría 3.000 vehículos de la hora punta de la M-30 y M-40.