El polígono Cobo Calleja ya sufre las consecuencias económicas del coronavirus

El polígono Cobo Calleja ya sufre las consecuencias económicas del coronavirus

El polígono industrial Cobo Calleja, uno de los centros industriales más grandes de Europa, donde se concentran negocios de importación mayorista de productos fabricados en China, está sufriendo los daños económicos generados por la alerta del coronavirus. El programa 120 Minutos ha visitado las instalaciones para comprobar cómo están viviendo los comercios chinos estos días. Nos cuentan que sobreviven como pueden.

La alerta por el coronavirus ha provocado un acusado descenso en las ventas

Hemos hablado con la persona que lleva la contabilidad de muchas de las empresas ubicadas en Cobo Calleja. En la puerta de los comercios hay carteles advirtiendo a los chinos que regresen del país asiático que deben mantener una cuarentena de 14 días, por si acaso han contraído el virus. "Muchos de mis clientes se quejan de que venden mucho menos", nos cuenta esta mujer.

Cancelaciones de vuelos y devolución de billetes son las consecuencias que sufren las agencias de viajes del polígono

Cancelaciones de vuelos y devolución de los billetes son algunas de las consecuencias que sufren las agencias de viajes del polígono. ¿Y qué pasará en el futuro? Los comerciantes consideran que "todo depende de China", y celebran que la enfermedad parece estar más controlada por las autoridades sanitarias chinas. Son optimistas en una pronta solución y cifran la recuperación de ventas en el plazo de un mes.

Recordamos que un fenómeno parecido tiene lugar desde hace días en el barrio de Usera, donde muchos comercios han cerrado sus puertas, para someterse a una cuarentena voluntaria.