Martínez-Almeida: "Carmena no creía en Madrid Central, solo quería ganar las elecciones"

Martínez-Almeida: "Carmena no creía en Madrid Central, solo quería ganar las elecciones"

El alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, ha criticado la "impostura", la "mentira" y el engaño" que, a su juicio, supone que su antecesora, Manuela Carmena, redujera las multas en Madrid Central antes de las elecciones municipales del pasado 26 de mayo.

"Manuela Carmena y su equipo de Gobierno no creían en Madrid Central. Ellos lo único que querían era un instrumento de propaganda que les permitiera volver a ganar las elecciones y no atender al interés general y a la salud de los madrileños", ha afirmado.

"Lo único que querían era un instrumento de propaganda"

Según informa El Mundo, Carmena redujo al mínimo durante las fechas electorales la imposición de multas por acceder irregularmente a Madrid Central, lo que para Almeida revela que "es inexplicable que durante los primeros 28 días del mes de mayo, casualmente antes de las elecciones y en plena campaña electoral, se pusieran menos multas que en los dos últimos días del mes de mayo".

"Madrid Central no les importaba nada, la salud de los madrileños no era su prioridad. Su única prioridad era tratar de ganar al precio que fuera, incluso engañando y mintiendo a los madrileños, las elecciones!, ha concluido.

Las cifras

Según los datos publicados por El Mundo, las multas impuestas por el Ayuntamiento de Madrid por Madrid Central cayeron durante el mes electoral de mayo al registrar un total de 13.361 mientras que estas mismas sanciones administrativas se dispararon hasta las 79.908 un mes más tarde, en junio, cuando el Consistorio de la capital cambió de color.

A nivel global, desde la puesta en marcha de Madrid Central, se han impuesto de marzo a junio un total de 104.788 multas, siendo junio el mes con más sanciones al alcanzar las 79.908.

Por días, durante la campaña electoral se imponían cerca de 200 sanciones diarias, mientras que una vez esta concluyó aumentaron hasta las 2.600. Las sanciones en la Zona de Bajas Emisiones se han disparado de las 7.358 multas que se pusieron en abril o las 13.361 de mayo a las 79.908 de junio. Del 16 de marzo al 31 de marzo se pusieron 4.171 multas; del 1 al 30 de abril, 7.358; del 1 al 29 de mayo, 6.089.

Del 1 al 31 de mayo se contabilizaron 13.361 sanciones, de las cuales 7.272 se correspondían con los días 30 y 31 de mayo, cuando comenzaron a computarse la totalidad de las multas que se interpusieron esos días. Por tanto, 6.089 sanciones son las que se registraron del 1 al 29 de mayo, una cifra menor porque estaba en vigor la instrucción de la Corporación anterior de denunciar sólo a los vehículos de tipología A una vez al mes y no sancionar a los B y los C. A partir del 13 de junio, el Gobierno de Ahora Madrid dio una nueva orden para, desde entonces, multar a los A una vez a la semana y empezar a expedientar a los B y C una vez al mes.

Las multas en Madrid Central se activaron el 16 de marzo, después de un periodo de información sin sanción. Del 16 al 31 de marzo se pusieron 4.171 sanciones. Esta misma moratoria de multas fue la que volvió a poner en marcha el gobierno municipal de José Luis Martínez-Almeida para estudiar las mejoras del área de circulación restringida. Esta moratoria fue suspendida hasta en tres autos judiciales.