Carlos Osoro: “Dios no es secundario, esta Semana Santa tenemos que saber que está con nosotros”

Esta va a ser una Semana Santa atípica, donde no habrá ni procesiones ni actos en las iglesias por las medidas de confinamiento del coronavirus. El cardenal arzobispo de Madrid, Carlos Osoro, ha manifestado a Ely del Valle en Buenos Días Madrid de Onda Madrid que, pese a todo, no hay que perder el compás de Semana Santa: “Con tanta gente que estos días viven la soledad, la oscuridad y el sufrimiento por esta enfermedad es una Semana Santa diferente, donde los protagonistas somos nosotros, el Cristo que sale a la calle somos nosotros, y tenemos que saber que Él está con nosotros”.

Desde casa

Para Osoro “Dios consiente que los hombres seamos cada día más hijos suyos, con más capacidad de entrega y de amar, y esto es lo que vamos a hacer estos días de Semana Santa, desde casa y desde la televisión”.

En este sentido, Telemadrid retransmitirá las procesiones y los actos de Semana Santa de años anteriores, mientras que los actos de este año, que se realizarán sin fieles, se podrán seguir por el canal de la Iglesia en YouTube.

El Papa pregunta por Madrid

Preguntado sobre el confinamiento, el cardenal arzobispo de Madrid dice que lo lleva “bien, aunque nunca he usado tanto el teléfono o el skipe para conocer la situación de todos, ya que los párrocos hacen seguimiento de quienes lo necesitan, y ver como damos respuesta”.

“En estos momentos sentirse familia en la Iglesia es maravilloso –apunta- y le pido al Señor cuando estoy solo que toque el corazón de todos”. Osoro señala que tiene comunicación directa con el Papa, a quién recientemente se pudo ver solo en la plaza de San Pedro, y subraya que pregunta por la situación de Madrid: “Él escucha y lleva el peso”.

Dios no es secundario

Sobre qué será lo primero que hará cuando acabe el confinamiento dice que será “dar gracias a Dios, una acción de gracias por todas las enseñanzas que nos ha dado, como el ‘amaros los unos a los otros como yo os he amado’ para dejarnos de cosas secundarias, Dios no es secundario”.

En cuanto a que a veces se plantea que por qué Dios permite lo que está pasando, Osoro dice que es cierto que mucha gente se lo pregunta pero “también que ese Dios nos acompaña, ha hecho una presencia real en nosotros y no nos abandona y hay gente que lo experimenta”.

La labor de la Iglesia

El arzobispo de Madrid destaca la labor de toda la Iglesia que estos días está acompañando a quienes sufren, visitando a las personas y orando por los fallecidos, y está ayudando para que nadie pase necesidad. “La presencia de la Iglesia es sustancial, grande y cercana a la gente. Cáritas Madrid, por ejemplo está trabajando no solo para hoy, sino en proyectos para el día de mañana y está atendiendo a personas. A todos yo les aplaudo todos los días de corazón”.

Osoro recuerda a las personas enfermas y a las que han perdido a un ser querido y han llorado en soledad. “Me uno a los familiares que sufren porque tienen a su gente en residencias o han perdido a miembros de su familia, y estamos acompañándoles, cerca de ellos”.