Arrimadas contra la desescalada de Sánchez: Ni consenso ni datos serológicos

Arrimadas contra la desescalada de Sánchez: Ni consenso ni datos serológicos

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez ya avanzó este fin de semana que el plan de "desescalada" de la pandemía que presentará este martes, tras la reunión del Consejo de Ministros, se llevará a cabo de forma "gradual, asimétrica y coordinada".

A sólo unas horas de que se conozca el plan de "desescalada", los técnicos advierten: dependerá de la evolución de la epidemia y, visto lo visto, de la responsabilidad de todos. "Esto no es volver a lo que había en enero, diciembre o en verano del año pasado, sino que el riesgo sigue estando ahí", según ha explicado en la rueda de prensa diaria el director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias, Fernando Simón.

Las autoridades sanitarias creen que con algo más de 1.800 nuevos casos, otras 331 muertes y más de 100.000 curados la epidemia de coronavirus sigue controlada, pero avisan de que ahora es el turno de cada uno, ya que el riesgo sigue y un solo paso atrás puede ser "mucho más duro de lo que hemos vivido hasta ahora".

Sanidad estudia desde hoy los planes de desescalada diseñados por cada Comunidad. En Madrid el borrador del gobierno regional plantea entre otras medidas mamparas en restaurantes, apertura gradual en el comercio empezando por los establecimientos más pequeños, fomentar el uso de la bicicleta, y turnos de comedor y recreos en los colegios.

El Gobierno defiende su control sobre el plan, aunque asegura que se tendrá en cuenta a las Comunidades Autónomas, con las que esta tarde se reúne Sanidad.

Unas autonomías que reclaman al Ejecutivo que acepte las ideas de todos. "A veces da la sensación de que estos criterios están predeterminados y que se nos comunica a las Comunidades Autónomas. Queremos que se dialogue, que se negocie", aseguraba el presidente de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco.

Pero desde Unidas Podemos, Pablo Echenique insiste en que este es el momento de colaborar. "No es el momento de que haya una competición entre administraciones".

La oposición van más allá y advierte: la única forma segura para la desescalada son los test masivos. "Si no hay test es muy difícil poder prevenir que no haya rebrotes si hay personas asintomáticas que ya están en la calle", afirma Pablo Casado, presidente del Partido Popular.

Mientras, Inés Arrimadas, la lider de Ciudadanos, critica que el plan de desescalada del Gobierno, que anunciará mañana Pedro Sánchez, no haya sido consensuado con la oposición, comunidades y agentes sociales, se haya hecho sin tener en cuenta los datos de seroprevalencia y sin mascarillas ni tests masivos. "¡Cómo es posible que se haya diseñado un plan de desconfinamiento sin tener los datos del estudio serológico que empieza hoy!", ha exclamado Arrimadas en una rueda de prensa por videoconferencia, donde ha reprochado al jefe del Ejecutivo que siga hablando de acuerdos a la vez que continúa actuando en solitario.

Vox ya ha anunciado que llevarán al Constitucional el decreto del estado de alarma y sus prórrogas. Dicen que lo consideran "abusivo e inapropiado".