Consumo prohibirá la publicidad de los bonos de fidelización del juego online

Consumo prohibirá la publicidad de los bonos de fidelización del juego online

El Ministerio de Consumo prohibirá la publicidad de los bonos de captación y fidelización que ofertan los operadores de juego online ya que hacen "especialmente vulnerables" a colectivos como los menores de edad y a aquellas personas que tienen problemas de adicción, como la ludopatía.

Lo ha anunciado el ministro del ramo, Alberto Garzón, en la clausura del acto de presentación del Fichero Eficaz, un proyecto, que pretende ser una realidad a finales de este año, para impedir a los jugadores que lo soliciten voluntariamente acceder a los denominados "créditos rápidos" para seguir jugando.

El Ministerio de Consumo contra los bonos regalo de las apuestas

La prohibición de la publicidad de los bonos es una medida del borrador del real decreto para regular la publicidad del juego 'online' que ultima Consumo y que, además, incluirá que este tipo de ofertas de bonos de bienvenida o fidelización que ofrecen los operadores en sus propias web no puedan exceder cantidades superiores a cien euros.

El ministro ha dicho que estos dos ejemplos "no son ocurrencias", sino el resultado de una "enorme experiencia" acumulada por la Dirección General de la Ordenación del Juego, de "muchas experiencias" de los colectivos vulnerables y de la interlocución de los propios actores que ofertan estos bonos.

"Es el resultado de un análisis serio y riguroso"

"Es el resultado de un análisis serio y riguroso", ha insistido Garzón, que ha incidido en que el propósito de su Ministerio es que se pueda jugar en España de una forma responsable pero que a la vez "no haya perjuicios para la salud pública".

A su juicio, los bonos de captación -también denominados de bienvenida- y fidelización que ofrecen los operadores del juego 'online' son una herramienta "controvertida" porque si bien es "legítima" para expandir el negocio, hace "especialmente vulnerables" a determinados colectivos.

Y esos colectivos, ha especificado Garzón, son los menores de edad "que ven una atracción que muy fácilmente se traduce en dinero gratis para entrar a un mercado que todavía no lo comprenden, que no lo conocen" y, por tanto, "las consecuencias para su salud pueden ser muy negativas".

"Las consecuencias para su salud pueden ser muy negativas"

Pero también este tipo de bonos son "especialmente peligrosos" para aquellas personas que tienen una adicción, problemas con el juego, que tal vez quieran dejar de jugar pero no lo hacen porque esas ofertas son como incentivos a continuar.

Por eso prohíbe la publicidad de este tipo de bonos "que hagan mención a una cuantía económica cual fuera".