El Gobierno contempla todos los escenarios posibles ante el reto soberanista

El Gobierno contempla todos los escenarios posibles ante el reto soberanista

El independentismo ha conmemorado el segundo aniversario del referéndum unilateral del 1-O en una jornada de perfil bajo, muy diferente de la de hace un año, sin protagonismo de los Comités de Defensa de la República (CDR) y a la espera de responder con "desobediencia civil" a la sentencia del 'procés'. El Gobierno contempla "todos los escenarios posibles" ante el desafío independentista en Cataluña, incluida la posibilidad de activar la Ley de Seguridad Nacional en el caso de que se produzcan graves alteraciones del orden público en Cataluña. Así lo han indicado a EFE fuentes del Ejecutivo.

El presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, aseguraba ayer en Zaragoza que si "en las próximas semanas o meses" el Ejecutivo tiene que actuar en Cataluña lo hará con "firmeza, unidad de acción y proporcionalidad", y ha asegurado que si se ve obligado a aplicar el 155 se guiará por esos principios y hablará con los principales partidos antes de tomar una decisión. “Me gustaría pedir que el Partido Popular, como Ciudadanos y como Unidas Podemos estén detrás del Gobierno porque, al final, si tengo que verme obligado a responder a cualquier desafío por parte del independentismo, lo que les voy a pedir es lo mismo que yo hice con el Gobierno de Mariano Rajoy. No apoyar al Gobierno del PSOE, sino al gobierno de España, al Estado”, trasladó.

En cualquier caso, ha instado a los separatistas a que "no jueguen con fuego" y ha reclamado que condenen los "indicios" de violencia que proceden de los "elementos radicales del independentismo".

En este sentido, el ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, ha avanzado que la responsabilidad del Gobierno "es máxima" y que actuará "en la forma oportuna, en el momento en que sea preciso" y siempre aplicando el ordenamiento jurídico. Grande-Marlaska ha respondido así al ser preguntado sobre si el Gobierno en funciones estudia aplicar la Ley de Seguridad Nacional para tomar el control de los Mossos d'Esquadra, como han reclamado, entre otros, el PP. No obstante, Marlaska ha pedido no ser "alarmistas" ni hacer de "futurólogos". "Las leyes en este país se aplican cuando los supuestos de hecho concurren", ha apostillado.

El líder del PP, Pablo Casado, ha asegurado este miércoles que si el jefe del Ejecutivo en funciones, Pedro Sánchez, quiere ser "creíble" en sus propuestas ante lo que está ocurriendo en Cataluña tiene que "romper" sus pactos con los independentistas en ayuntamientos y Diputación de Barcelona, apoyar la moción de censura contra el presidente de la Generalitat, Quim Torra, y aplicar ya leyes como la de Seguridad Nacional. Sobre esta última, ha saludado que el Gobierno socialista pueda estar planteándose su aplicación como ha solicitado el PP. "Bienvenido", ha respondido escueto Casado.

Por su parte, el líder de Ciudadanos, Albert Rivera, pidió este miércoles al presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, una “reunión de Estado” para “hablar de la situación de Cataluña y consensuar las políticas que hay que aplicar”. Rivera pidió que Sánchez establezca “cómo, cuándo y dónde” se produce esa reunión y si es solo con Ciudadanos o con algún partido más. “Lo que no podemos hacer es no hablar” porque “hasta que no se solucione el problema en Cataluña, la política española seguirá bloqueada”. “Lo que pase en Cataluña tiene que venir de la mano del consenso y del diálogo”, así que “hay que poner al país por encima de las ideas, de los egos y personalismos”.

Además, aseguró que en la reunión pediría a Sánchez que “rectifique” la posición del PSOE y “apoye la moción de censura” que Ciudadanos ha registrado contra el president de la Generalitat, Quim Torra, en el Parlamento catalán.

El líder de Más País, Iñigo Errejón, ha manifestado este miércoles que no apoyaría al presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, en la aplicación del artículo 155 de la Constitución en Cataluña, pero considera que esa decisión no debería condicionar un gobierno progresista. "Podemos avanzar en otras cuestiones", ha señalado."Nosotros no le acompañaríamos en esa decisión y al mismo tiempo no habría que hipotecar un gobierno progresista por esa decisión", ha explicado Errejón en una entrevista en la Cadena SER.

El secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, considera que que no hay que prejuzgar hechos. “No hagamos de jueces. Algo en lo que deberíamos estar de acuerdo todos es en que cuando una cosa está siendo juzgada hay que esperar a ver qué ocurre con la sentencia”. Ya en clave política, diagnosticó: “Algunos están deseando decir que vuelve la ETA en Cataluña y eso es muy irresponsable y una falta de respeto a las víctimas. No se puede llamar terrorismo a cualquier cosa”.