Madrid adoptará las medidas necesarias para cerrar el ocio nocturno

Madrid adoptará las medidas necesarias para cerrar el ocio nocturno

El Tribunal Superior de Justicia de Madrid da la razón a la comunidad sobre las medidas anticovid que cuestionó un juez. Entre ellas, la prohibición de fumar en la calle y la que establecía el cierre de los locales de ocio nocturno, así como prohibía el consumo de alimentos en transporte público.

El vicepresidente regional, Ignacio Aguado, ha asegurado este viernes que la Comunidad de Madrid adoptará las medidas que sean necesarias para cerrar el ocio nocturno, si finalmente la justicia no ratifica la orden autonómica de medidas contra la expansión del coronavirus, entre las que se encuentra su clausura.

En declaraciones a los medios en una visita a la zona afectada por el incendio que tuvo lugar a primeros de agosto en Robledo de Chavela, Aguado ha apuntado "el riesgo" que conlleva que los locales de ocio nocturno sigan abiertos, ya que "es un tipo de ocio que propicia que pueda haber más contagios y es lo que tenemos que evitar".

Confusión entre madrileños y hosteleros sobre la prohibición de fumar y el cierre del ocio nocturno

La Comunidad de Madrid está a la espera de que el Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM) resuelva el recurso de apelación interpuesto, tras la decisión del titular del Juzgado de lo Contencioso-administrativo número 2 de Madrid, Alfonso Villagómez, de no ratificar la orden de la Comunidad de Madrid de medidas sanitarias para frenar la expansión de la covid-19.

Posteriormente, en declaraciones, el juez precisó que él no anuló nada y que la disposición regional está vigente y "o necesita ratificación judicial para entrar en vigor y aplicarse", y la Fiscalía de Madrid, que no fue informada en primera instancia, coincide.

No obstante, el consejero de Justicia, Enrique López, explicó este jueves que la Comunidad de Madrid esperará "por prudencia" a que el TSJM resuelva el recurso.

Prohibición de fumar sin distancia

La orden regional decreta el cierre del ocio nocturno, prohíbe fumar si no se mantiene la distancia de seguridad e ingerir alimentos en el transporte público, unas medidas que, según aguado, ya deberían estar aprobadas pero que no ha podido hacerse "por falta de legislación eficaz".

"La realidad es que el virus no conoce de limites jurídicos ni normativas, el virus sigue creciendo al margen de lo que digan los jueces o las leyes", ha sostenido el vicepresidente, que ha reprochado al Gobierno de la nación que siga "de perfil" a la hora de tomar medidas que permitan a las comunidades luchar contra el virus "de manera eficaz".