Noveno día de aplausos para los héroes de la sanidad

Noveno día de aplausos para los héroes de la sanidad

Los españoles han vuelto a agradecer este domingo, por noveno día consecutivo, la labor del personal sanitario y también el de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado y del resto de profesionales que garantizan el funcionamiento de los servicios básicos durante estos días de confinamiento por el coronavirus.

Una semana después de la entrada en vigor del estado de alarma, ciudadanos de distintos barrios y calles han homenajeado en los balcones y ventanas a los trabajadores con largos aplausos, canciones y vítores. Los agradecimientos comienzan incluso minutos antes de la convocatoria oficial, a las 20.00 horas, y se mezclan con cánticos y gritos.

La música también ha estado presente en las ovaciones, con canciones de tinte esperanzador, como el 'Resistiré' del Dúo Dinámico o 'Color Esperanza', de Diego Torres. En algunas partes de España además han tirado de éxitos regionales.

Cadenas de mensaje de 'WhatsApp' bajo el lema #AplausosSanitarios

Promovida en redes sociales y en cadenas de mensaje de 'WhatsApp' bajo el lema #AplausosSanitarios, la cita se ha convertido en un evento diario desde que el Gobierno español decretara el confinamiento en los hogares tras la entrada en vigor del estado de alarma. Lejos de ir a menos, cada día han sido más los ciudadanos que se han sumado a la convocatoria para mostrar su agradecimiento.

A lo largo de esta semana, muchos profesionales de la sanidad y otros trabajadores de los servicios de emergencia han querido devolver al agradecimiento, con aplausos recíprocos, sirenas y pitos desde los coches y mensajes en redes sociales. También se han sumado equipos de fútbol, con iluminaciones especiales de sus estadios, y cantantes, como Ruth Lorenzo, que ofreció un concierto para sus vecinos desde la terraza de su casa.

Las llegadas de ambulancias y personal sanitario a las casas para prestar atención a los enfermos o hacer las pruebas de detección del virus son recibidas en muchas ocasiones por aplausos y ánimos espontáneos de los vecinos.