El sector del ocio nocturno cierra voluntariamente por primera vez en Madrid como protesta

El sector del ocio nocturno cierra voluntariamente por primera vez en Madrid como protesta

Los locales de ocio nocturno de Madrid cierran sus puertas voluntariamente desde este viernes hasta el domingo como señal de protesta por las medidas decretadas por la Comunidad de Madrid.

El sector del ocio nocturno se moviliza tras sentirse “estigmatizado”. Asegura que las medidas para frenar la Covid-19 son desproporcionadas y les deja sin clientes.

Este está siendo el primer fin de semana en el que el sector cierra como protesta por las restricciones de horario y aforo. Dicho cierre es promovido por la Asociación de Empresarios de Hostelería de Malasaña y cuenta con el apoyo y participación de todas las asociaciones de la Plataforma por el Ocio de Madrid.

Piden al Gobierno regional y municipal que los escuche ante la precariedad que sufre el sector"25.000 trabajadores pasarán un verano realmente malo".

Se oponen a medidas como el cierre a la 1.30 horas, la restricción de los aforos (en el caso de las discotecas llega al 40 por ciento) y la prohibición de las pistas de baile.

Aseguran que con esas restricciones será imposible mantener la actividad económica en los locales de ocio madrileños.