El Gobierno decreta un nuevo estado de alarma en España

El Gobierno decreta un nuevo estado de alarma en España
El Gobierno decreta un nuevo estado de alarma en España |EFE

El Consejo de Ministros ha aprobado la declaración de nuevo en España el estado de alarma para hacer frente a la pandemia de coronavirus, después de que hasta once gobiernos autonómicos (siete del PSOE y ninguno del PP) hayan pedido que se apruebe este instrumento, con el objetivo de tener cobertura jurídica suficiente para endurecer las restricciones de movilidad.

El real decreto ley establece el estado de alarma para los próximos 15 días y entrará en vigor esta misma tarde, que es el periodo que fija la Constitución, si bien, en el preámbulo del texto aprobado se recoge la intención del Ejecutivo de que en la solicitud de prórroga se prolongue seis meses hasta el 9 de mayo de 2021.

Sánchez, en su comparecencia ante los medios para explicar el alcance del nuevo estado de alarma aprobado en un Consejo de Ministros extraordinario, ha precisado que ya el próximo martes el Consejo aprobará su prórroga con la finalidad de que esta misma semana la vote el Congreso, algo para lo que el presidente ha pedido "abrumador respaldo" a todos los partidos.

No obstante, el propio presidente comentó que, si la situación de la pandemia lo permite, el Gobierno de España levantará el estado de alarma “sin demora” porque su intención es aplicar esta medida “ni un día más, ni un día menos”.

"He mencionado que la duración del estado de Alarma será de seis meses, si así lo aprueba el Congreso esta semana. Quiero que sepan que el plazo no es inamovible. Si podemos superar antes la emergencia plenamente, el estado de alarma dejará de aplicarse de inmediato. Pero ése es el plazo que consideramos hoy por hoy necesario en base a la ciencia y también a las recomendaciones de los expertos", aclaró.

Asimismo, el decreto, tras su entrada en vigor instaura un toque de queda en todo el territorio nacional entre las once de la noche y las seis de la mañana, excepto Canarias dados los buenos datos epidemiológicos de esta comunidad, ha recordado Sánchez. El decreto da un margen a las comunidades autónomas para que puedan adelantarlo o atrasarlo una hora.

Las autonomías, según ha dicho Sánchez, podrán confinar su territorio completo o el de un "ámbito territorial inferior", decisión que deberá tomarse con "sentido común" para que se permita actividades como la de acudir al médico, al trabajo o al centro educativo.

De la misma forma, las autonomías podrán limitar la permanencia de personas en espacios públicos o privados hasta un máximo de 6 personas, como ya viene ocurriendo en la mayor parte.

Según establece el decreto, los presidentes de las Comunidades Autónomas serán las autoridades delegadas y podrán levantar en cualquier momento las restricciones siempre en función de cómo evolucionen los datos epidemiológicos.

El presidente del Gobierno ha revelado en la rueda de prensa posterior al consejo de ministros extraordinario que se ha puesto en contacto con el líder del PP, Pablo Casado, para pedirle que los populares apoyen en el Congreso de los Diputados la prorroga al estado de alarma que hoy ha aprobado el Consejo de Ministros.

Sánchez, quien ha señalado que la conversación ha sido cordial, no ha contado sin embargo la respuesta del líder popular, aunque ha subrayado que los partidos que se consideran de Estado deben apoyar esta medida, porque es eficaz para luchar contra la pandemia. El PP no se ha pronunciado todavía al respecto.

"Entiendo que es una cuestión de estado y los partidos que se consideran de gobierno deberían apoyar esta medida tan extraordinaria", ha remachado para asegurar que tampoco alberga dudas de que en el Consejo Interterritorial se aumentarán o relajarán las medidas si así lo requiere la situación.

Y es que Sánchez ha detallado que la situación es "extrema" con una incidencia acumulada de 378 casos por cada 100.000 habitantes y más de 650 muertos por coronavirus en la última semana. "El ejecutivo no va a ocultar nunca la realidad de la pandemia", ha aseverado.

El estado de alarma había sido pedido en las últimas horas por las comunidades autónomas del País Vasco, Cataluña, Cantabria, así como la mayoría de gobiernos regionales del PSOE. Por el contrario, ninguna de las autonomías gobernadas por el PP han solicitado esa medida.