El Leganés necesita los penaltis ante el Andorra para pasar de ronda en la Copa

Cerró la jornada de esta primera ronda de la Copa del Rey a partido único el Leganés, con una victoria muy sufrida ante el Andorra.

Agonizó hasta los penaltis después de empatar 1-1 en los 120 minutos del choque, pero sobrevivió gracias a una decisión atrevida del jugador de Mali Moussa Sidibé, que tuvo en sus botas el tanto de la victoria pero decidió lanzar su penalti al estilo Panenka. Falló, mandó la pelota por encima de la portería, y el Leganés no desaprovechó su ocasión.

Se necesitaron hasta 16 lanzamientos para terminar la eliminatoria y fue Oriol Dot quien acabó con las esperanzas del Andorra.

Juan Soriano se erigió héroe del choque con su parada y los hombres del mexicano Javier Aguirre siguen vivos en la competición.