La borrasca Filomena provoca graves daños en el centro de recuperación de aves de GREFA

Los estragos que ha dejado a su paso por la Comunidad de Madrid la borrasca Filomena son incontables. La histórica nevada ha afectado gravemente a la fauna de la región, sobre todo urbana, y también al hospital de aves que GREFA tiene en Majadahonda.

"No esperábamos tanto daño, sobre todo los árboles centenarios que tenemos en la finca y que han caído sobre las instalaciones donde teníamos a los animales en recuperación", explica en Madrid Directo Fernando Garcés, secretario general de GREFA.

"El número de aves que han fallecido ha sido mínimo, pero muchas se ha escapado", afirma Garcés. "Lo peor es el efecto que esto produce sobre el programa de conservación y cría en cautividad de especies como el águila imperial o el buitre negro, y que veníamos desarrollando en años", añade.

"Esto es como empezar de cero"

"Somos un centro de referencia nacional e internacional y esto es como empezar de cero. Ahora nos vemos mermados y con la moral por los suelos, porque el panorama es desolador", se lamenta.

El efecto sobre algunas de las especies que se recuperan en este centro puede ser definitivo. "Muchas especies, como el cernícalo primilla, tienen poblaciones tan exiguas que necesitan el aporte de la cría en cautividad cada año, para que no desaparezcan en la Comunidad de Madrid", asegura.

"Estamos en contacto con algunas instituciones por si pueden hacer alguna aportación. Afortunadamente estamos recibiendo ayuda a través del crowfunding y la respuesta es espectacular, así como de los voluntarios que están arrimando el hombro para reconstruir el centro", dice Garcés.

Mejores Momentos

Programas Completos