La tecnología no solo es cosa de chicos

La tecnología no solo es cosa de chicos

La tecnología y la informática es cosa de chicos. Eso dice el tópico difundido profusamente en nuestra sociedad. El cine y la televisión han fomentado también esa imagen del profesional masculino de la informática. Para acabar con este tópico se ha organizado en Madrid un taller de programación y tecnología sólo para chicas.

Un grupo de 20 niñas madrileñas de entre 13 y 15 años, estudiantes de la ESO del instituto Adolfo Suarez en Paracuellos del Jarama (Madrid), han podido descubrir a través de ese taller el poder de la tecnología, gracias a la iniciativa CO.LAB de Red Hat, organizadora del evento.

Es la primera vez que este programa llega a España con el objetivo de acercar a las estudiantes a un sector donde la presencia femenina continúa siendo minoritaria.

Según AMETIC, la patronal del sector tecnológico, las mujeres sólo representan el 37% en las empresas. Ocuparían, por tanto, sólo uno de cada tres puestos. Y lo más preocupante es que estos datos no han variado prácticamente desde hace 20 años.

"Les diría que la curiosidad es importante, que se dejen cautivar por lo desconocido"

Falta de referentes femeninos y los estereotipos hacen que las niñas no se decanten por las carreras de ciencia y tecnología. Algo fundamental para romper esa brecha de género. "Les diría que la curiosidad es importante, que se dejen cautivar por lo desconocido, a veces toman las decisiones sin conocer. Que sean curiosas e investiguen, que no dejen de explorar estas carreras porque son bonitas y desconocidas”, dice Julia Bernal, directiva de Red Hat España.

En Europa durante 2019 habría unos 900.000 puestos de trabajo en el sector tecnológico que se quedarían sin cubrir por falta de personal cualificado, según estimaciones.

Los datos también apuntan a que el porcentaje de mujeres directivas en las empresas españolas se ha estancado en el 27%, por segundo año consecutivo y solo ha crecido un 5% desde el 2011. Y si nos enfocamos en el sector tecnológico, las mujeres que desempeñan funciones técnicas siguen sumando un porcentaje bajo.

Mejores Momentos

Programas Completos